Testimonios

Gerd Altmann de Pixabay menuLa visita de un miembro del Instituto Secular Las Oblatas Misioneras de María Inmaculada en mi pueblo (Amos) fue el principio de una aventura que sigue todavía.

Desde mis primeros contactos, fui conquistada por la espiritualidad, la libertad de los miembros para escoger sus lugares de trabajo y por la alegría que se despejaba de los equipos. Tuve también la posibilidad de realizar mi sueño de ir a las misiones y vivir muchos años en países extranjeros.

Las razones de agradecer al Señor son innumerables puesto que la misión sigue todavía después de 56 años en el Instituto.

Georgette L.


Photo: Gerd Altmann de Pixabay

Conocí a María, de 64 años, quien me dijo que no iba a misa porque…
Vivir el momento presente es el medio más eficaz en este período difícil. Con la…
Cuando he escuchado el nombre de este Instituto Secular, las OBLATAS MISIONERAS DE MARÍA INMACULADA,…
Me han pedido dar un testimonio sobre la manera de cómo he vivido este período…
Puesto que mi salud no me permite participar más en las celebraciones eucarísticas de mi…
Después de una espera de cuatro años, el 15 de octubre 2020, me llamaron anunciándome…
En un bello atardecer de septiembre pasado, sentada delante de la ventana, veo pasar a…
¿Cómo mi vida de oración alimenta mi audacia para hablar de Él y sobre todo…
Después de muchos años de vida en el Instituto, debemos siempre hacer esfuerzos para adoptar…
A los 38 años, la elección del celibato parecía evidente. Pero una pregunta con gran…
El 8 de septiembre 2020, en el Pequeño Santuario de Nuestra Señora del Cabo, en…
Me solicitaron escribir un testimonio con la siguiente idea: “Cuando preparo mi día, ¿de qué…
Claro que hay muchas razones en esta hora en que nos encontramos para temer, pero…
Como Oblata Misionera de María Inmaculada, me uno a lo que decía el Padre Louis-Marie…
A la edad de trece años, ya conocía el Instituto y cada vez más observaba…
A decir verdad, mi cotidiano  es muy sencillo.  Mi día empieza con un tiempo de…
Que no quería vivir en un grupo con horario planificado de antemano, vestir un hábito…
Cada día, vivo mi mission en relación con Dios y los demás. Comprendo que mis…
Primero recordarme que los 5 puntos fueron la razón que me hizó escoger el Institudo…
Vivo mi misión cada día y cada momento como una laica consagrada haciendo mi trabajo…

Suscribirse al boletín

Síguenos en Facebook. (solo en francés)